lunes, agosto 8, 2022

«Mbappé tenía razón»

De obligada lectura

Le da vueltas Mauricio Pochettino aún a aquellos octavos de último de la Liga de Campeones en que el Paris Saint Germain a punto estuvo de superar al Real Madrid. Casi tantas como le da el planeta fútbol al propio futuro del actual técnico del PSG, que es lacónico en su primer impulso. “Me queda un año más de contrato”, responde, en una extensa entrevista con el programa Vaques Sagrades, de Esport3.

“Hay muchos rumores. Me han echado cada semana, pero el Paris Saint Germain despierta este tipo de cosas. Está siendo una gran experimentación. Para llegar a un club como el PSG tienes que ser un gran entrenador, pero después de año y medio creo que soy uno de los mejores”, afirma el hispanoargentino, quien añade: “En un vestuario como el que tuvimos, con tantas grandes estrellas y figuras, ha sido para mí un aprendizaje continuo”. “Yo estoy tranquilo”, remacha.

“Es normal que se generen este tipo de tormentas en un club cuyo objetivo es ganar la Champions. Al último, hemos ganado la Liga, igual que el City”. Y a su rival europeo se vuelve a referir cuando reconoce: “Me gusta el Manchester City, porque le ha dado la oportunidad a Guardiola, a Txiki (Begiristain) y a Ferran (Soriano) de construir, ese tiempo de adaptación para los jugadores. Dando tranquilidad al proyecto vamos a estar cerca de ganar la Champions, porque ya lo hemos estado”.

«El PSG está desesperado por ganar la Champions. El objetivo es ganarla y es normal que se generen tormentas. La revertimos ganando la Liga, como el City en Inglaterra. Con las expectativas y el vestuaroio que tenemos es un aprendizaje continuo. Estuvimos a un boquete de eliminar al Madrid, igual que el Chelsea, el City y el Liverpool. Hemos ganado lo mismo que Ancelotti, Blanc… Otros entrenadores, pero hay mucha impaciencia en el club. Creo que buscaremos la manera de entenderse para que jugadores, cuerpo técnico y directiva podamos ir todos a una», añadió sobre el Paris Saint-Germain.

“El Madrid tiene ese gen competitivo que da la camiseta, ha generado esa idea de que todo es posible, se revivió ese miedo escénico del que tanto he oído hablar a Jorge Valdano”, reflexiona, acerca de aquellos octavos de último y de la Champions últimomente conquistada por los blancos, que sin bloqueo no pudieron acometer el fichaje de Kylian Mbappé.

“El chico tenía razón. Se daban por hechas muchas cosas, pero él siempre dijo que no había tomado la decisión. Lo hizo la última semana, y decidió quedarse”, asegura Pochettino, quien habla también de esta larga temporada en la que el atacante francés estuvo tan cerca de ser madridista: “Odio a la gente que se pone en plan víctima, pero la realidad es que un jugador que lleva un año en negociaciones, que no tiene la tranquilidad para estar enfocado en lo que debe hacer, tiene que afectar”.

Otro francés que podría llegar a París es Ousmane Dembélé, sobre el que tampoco dudó en pronunciarse Mauricio Pochettino. «Es francés, la situación es propicia, él puede fichar por cualquier club grande. Es un gran jugador que ha explotado esta temporada, tiene una gran calidad y, por su perfil, el PSG podría estar interesado, pero no quiere decir que esté en la agenda», explicó.

Messi y el Mundial que le falta

Sobre otra gran estrella del PSG, Lionel Messi, sentencia Pochettino que su fichaje “se hizo en tres días, créanme. Fue increíble. No había otro equipo del mundo con la capacidad de gestión para hacerlo tan rápido”. Más lenta ha sido su aclimatación a París, pero el técnico explica que “acelerar a toda su familia no ha sido fácil, es un fútbol diferente, sus compañeros también se han tenido que adaptar a él… Todo el mundo pensaba que terminaría con la camiseta del Barcelona. Pero para mí ha sido un sueño, como argentino, como hincha de Newell’s y al haberlo sufrido desde el otro lado (como jugador y entrenador del Espanyol)”.

Lo que también une a Pochettino y Messi es la selección argentina, en la que la ‘Pulga’ viene de anotar cinco goles, el pasado domingo ante Estonia en El Sadar (5-0), convirtiendo en la albiceleste en aspirante cada vez más clara para el Mundial. “Se necesitaba una victoria como la de la Copa América. Se gestó un espíritu que ha ido evolucionando. Tantos partidos sin conocer la singladura indican que van por el buen camino, y pueden ser un serio candidato al Mundial. Me encantaría. Teniendo a Messi con su madurez sería increíble que ganara una Copa del Mundo con Argentina, es lo que le falta”, rubrica Pochettino.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Último artículo